Casa Peluquina

Casa tranquila con buenas vistas, rodeada de terrazas. Informal y sin pretensiones, de techos bajos de madera sin elaborados detalles arquitectónicos, se nos erige casa Peluquina.

peluqina

A modo de vestíbulo, el pequeño porche nos recibe y nos invita a hacer vida en los exteriores de la vivienda, rodeada de zonas ajardinadas y espaciosa terraza provista de barbacoa. Las panorámicas que desde ella se avistan tienen un sabor añejo: el mar, los terrenos cultivados y el camino Real que pasa junto a la casa que comunicaba esta zona con el pueblo aledaño de Los Sauces.

peluquina

Esta morada rural dotada de todas las comodidades necesarias es una opción atractiva para todo tipo de usuarios.